Si quieres hacer realidad tu sueño de tener tu propia casa tienes que disponer de mucho dinero y, por supuesto, cualquier gasto adicional se mira con lupa. Muchos propietarios consideran tener su propia instalación fotovoltaica como un servicio adicional muy costoso. Sin embargo, montar una instalación fotovoltaica desde el principio incluso ayuda a ahorrar dinero. Te contamos por qué merece la pena implementar la energía fotovoltaica en viviendas nuevas desde el primer día.

UNA PLANIFICACIÓN INTELIGENTE ES LA CLAVE DEL AHORRO
Si montas una instalación fotovoltaica durante la construcción de tu casa, puedes reducir no solo el esfuerzo logístico, sino también los gastos. Esto se debe, en parte, a que es más fácil instalar los módulos en el tejado cuando ya hay andamios. El potencial de ahorro adicional resulta de la reducción de los gastos de planificación y transporte por parte del instalador. Además, también puedes olvidarte de tener que volver a tramitar otro préstamo bancario.

LA ENERGÍA VERDE ES EL FUTURO
Hoy en día una vivienda funciona prácticamente en su totalidad con electricidad. La refrigeración y calefacción por una bomba de calor eléctrica, la preparación de agua caliente y, por supuesto, la carga de un coche eléctrico. Esta tendencia continuará aumentando y, con una instalación fotovoltaica, estarás perfectamente preparado. Otros componentes, como un sistema de almacenamiento, se pueden integrar más adelante en la instalación.

UNA INSTALACIÓN FOTOVOLTAICA REVALORIZA TU VIVIENDA
Estudios internacionales confirman que el valor de una propiedad aumenta significativamente con el montaje de una instalación fotovoltaica. Dependiendo de la región y del tamaño de la instalación, el valor podría aumentar hasta un 5 %.

LA ELECTRICIDAD AUTOPRODUCIDA ES MÁS BARATA
En 2019, en la mayoría de los países del mundo, el precio medio de la electricidad procedente de la red ya era considerablemente más elevado que el de la electricidad fotovoltaica autoproducida. En países como Austria, España, Brasil, Australia y muchos otros, la gente paga el doble o incluso el triple por la electricidad de la red que por la electricidad de su propio tejado.

INDEPENDENCIA DE LOS CRECIENTES COSTES DE ENERGÍA
A esto hay que añadir que los costes de energía están aumentando en todo el mundo. En los últimos 20 años, los precios se han duplicado en algunos países y esta tendencia continuará al alza en los próximos años. Con una instalación fotovoltaica, producirás tu propia electricidad independientemente del mercado y no tendrás que preocuparte por el aumento del coste de la electricidad.

BAJA HUELLA ECOLÓGICA
La tecnología fotovoltaica genera energía verde neutra enCO2 y respetuosa con el medioambiente. Al ser propietario de una instalación, contribuyes significativamente a la transición energética.

Fuente: Fronius España.