¿Qué es el ‘cargo normativo’ que encarece la factura de la luz?

El precio de la luz se ha convertido en tema diario de conversación en los hogares de España. El coste mensual o bimensual se ha incrementado de forma escandalosa durante los últimos meses, lo que ha llevado al Gobierno a buscar fórmulas con las que intentar paliar un ascenso descontrolado de precios que afecta a toda Europa, según el diario las provincias.

España consiguió que junto con Portugal pudiera aplicar la conocida ‘excepción ibérica’, una solución para rebajar el coste de la energía pero que ha acabado por provocar el aumento por otra parte de la factura. Topar el precio del gas ha sido letal para algunas familias que han visto como en la documentación que remite la empresa suministradora se suma un nuevo ítem detallado del precio que se paga. Es lo se ha indicado como ‘ cargo normativo’, un ‘impuesto’ que hace subir aún más la factura de la luz.

Algunos clientes han visto como de una factura a otra se ha añadido un concepto más en el apartado que muestra por detalle a qué corresponde cada parte del total de la factura. Lo normal es que se indique la parte de consumo y la impositiva, pero en el caso de Iberdrola y Gana Energía este apartado se ha ampliado para añadir un apartado por ‘cargo normativo’. ¿A qué responde este concepto que provoca que aumente el total de la factura?

Este ‘impuesto’ se suma al pago de la tarifa por el Real Decreto-Ley 10/2022, del 13 de mayo, y los clientes la pueden ver reflejada en su factura desde el 15 de junio, aunque no es obligatorio que se detalle de forma precisa al cliente. Así que se muestre o no en el detalle, el cliente lo está pagando por igual.

Este ‘cargo normativo’ responde al importe a pagar a las eléctricas como compensación por topar el precio del gas, una especie de tributo que se refleja directamente en el precio mensual o bimensual que debe abonar el cliente tras la medida decretada por el Gobierno.